EL PIM VIOLA LOS DERECHOS DE LAS COMUNIDADES INDÍGENAS

Activistas documentan como la empresa Bonatti es responsable de ello

Ciudad de México.- La ONG Poder, dio a conocer que el Proyecto Integral Morelos (PIM), es un proyecto de transporte y transformación de gas natural iniciado en 2011 con la construcción de un gasoducto que cruza 24 municipios de los estados de Morelos, Puebla y Tlaxcala.

Incluye, además, dos centrales termoeléctricas de ciclo combinado en Huexca, Morelos; una Línea eléctrica de 20 km a la subestación Yautepec, Morelos y un acueducto desde Cuautla a Huexca.

Puntualiza la ONG que esas obras implicaron una inversión total de 1,600 millones de dólares, 270 millones de los cuales fueron destinados para la construcción del gasoducto.

“La empresa italiana Bonatti fue contratada para instalar la tubería de 160 kilómetros de longitud y fue la responsable de llevar las conversaciones y negociaciones iniciales con habitantes de las comunidades por donde pasaría la obra para obtener los permisos de paso”, afirma Poder.

Luego de lo cual da a conocer que en colaboración con ReCommon y las comunidades afectadas por el PIM, documentó las malas prácticas de Bonatti, la falta de transparencia y las afectaciones a los derechos de las comunidades al agua, al medio ambiente sano y a la participación.

“Las autoridades no han garantizado el derecho de acceso a la justicia y al debido proceso. Todo esto en medio de un marco de violencia y de hostigamiento contra las personas defensoras del territorio y de los derechos humanos que culminó con el asesinato del activista Samir Flores Soberanes y la detención injustificada de 4 integrantes del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y el Agua de Morelos, Puebla y Tlaxacala”, denuncia la ONG.

Afirma que con su investigación quieren visibilizar la mala implementación de megaproyectos energéticos donde se pone en primer plano el interés económico por encima del respeto a los derechos de las comunidades a decidir sobre sus territorios.

Share this...

Add Comment