SE NIEGA ATENCIÓN MÉDICA A LOS INDÍGENAS BALEADOS POR POLICÍAS DE TABASCO, DENUNCIA EL MOCRI

Algunos de ellos siguen con las ojivas alojadas en sus cuerpos

Villahermosa, Tab.- El Movimiento Campesino Regional Independiente (MOCRI) integrante de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala, Movimiento Nacional (CNPA MN), emitió un comunicado nacional para denunciar que luego de que hace días varios de sus militantes fueron baleados (https://www.activista.press/policias-balean-a-campesinos-que-solicitaban-apoyos-para-sus-actividades/) por parte de la policía municipal de Teapa Tabasco, los directivos del hospital Regional «Dr Nicandro L. Melo», se han negado a dar la atención adecuada a las 5 personas que aún permanecen internados por las heridas de bala.

Puntualiza que en el caso de Sebastián Hernández Ramos (beneficiario del mecanismo de protección para personas defensoras de derechos humanos y periodistas) y Juan Arias Méndez, la institución se ha negado extraerles las ojivas de bala, “argumentando que se puede vivir con ella como si nada o que ellos busquen sacarla en sus comunidades de origen.

Condena que los médicos del hospital, están haciendo presión “a los compañeros y su familia, para aceptar el alta pues le dijeron que si ahí los operan hasta podrían perder la pierna, ocasionando miedo a los compañeros”.

Relata la organización que en el caso de la militante Lucy Villareal Hernández, ella tiene una herida de entrada y salida de bala a la altura del tobillo derecho y el jueves por la noche, “el médico en turno que la atendió, le enyeso la pierna como si se tratara de una fractura, sin embargo otro médico se la retiro, pues informo que en heridas de bala que no dañaron hueso no es necesario. Por el contrario, permanecer con el yeso solo le provocó inflamación, además el médico que se la retiro le mostró a su esposo mediante una radiografía que en la pantorrilla de Lucy hay esquirlas de bala, y se han negado a extraerlas insistiéndole también en la alta”.

Agrega que en cuanto a Esteban Juárez Chávez y Nisandro Hernández Vázquez, también se les ha presionado para que se vayan de alta.

“Lo que nosotros observamos y es evidente, es que la institución está urgida por dar de alta a los compañeros indígenas zoques heridos por la policía municipal, para deslindarse y deslindar al Estado de las responsabilidades correspondientes ,minimizando el hecho de violencia del que fuimos objetos. Además, el trato de algunos médicos ha sido con desdén y racismo. También los medicamentos y material de curación están siendo pagados por los familiares pues la institución no los proporciona”, reprocha el MOCRI.

Luego de lo cual dio a conocer que ante estas situaciones,  se habló nuevamente con la Comisión Estatal de los Derechos Humanos del Estado de Tabasco, denunciando toda esta serie de acontecimientos,  por lo que dicho organismo emitió las medidas cautelares o precautorias CEDH/SVG/2595/2019 dirigidos hacia la Dra. Silvia Guillermina Roldán Fernández, titular de la Secretaria de Salud del Estado de Tabasco.

Por lo expuesto, la organización exige al gobierno del estado de Tabasco y al gobierno federal federal, lo siguiente:

-Sean tratados con dignidad y respeto nuestros compañeros indígenas zoques y les hagan la intervención quirúrgica para extraerles las balas y esquirlas.

-Se castigue a los policías municipales de Teapa, Tabasco, por el intento de ejecución extrajudicial de la cual fuimos objeto.

-Se garantice la integridad física y psicológica de los miembros de nuestra organización, pues el gobierno municipal promueve una campaña de linchamiento y discriminación hacia los Chiapanecos.

Finalmente, el MOCRI solicita la intervención urgente de organismos defensores de Derechos Humanos nacionales e internacionales ante el Estado mexicano, y específicamente ante el Gobierno de Tabasco, a efecto de que intervengan quirúrgicamente a sus militantes.

Share this...

Add Comment